El esplai

Después de una semana de preparativos por fin hemos empezado con el veranito! ¡ Qué ilusión!

El pase de diapositivas requiere JavaScript.


Este año el Cuentacuentos milenario, personaje principal del veranito, se ha presentado a Proyecto 4 y a Km 13 con un gran recibimiento de los niños. Ha llegado para contar historias de todo el mundo, con el fin de inculcar valores como la tolerancia, el trabajo en equipo, la igualdad y el respeto. ¿Sabeis lo que cantan los niños para que venga el Cuentacuentos?

El Cuentacuentos
llegó a la ciudad,
para enseñarles
historias del mundo.
Si quieren que venga
gritar bien duro:
Ikili Mikili
Okolo Mokolo
melodia: una sardina

Y después de un teatrillo, representado por los monitores dominicanos, ¡ Empiezan los juegos! ¡¡¡ 1,2,3 y a correr!!!
Se separan los niños en grupos y se hacen diferentes juegos, siempre relacionados con el valor que se quiere inculcar con cada cuento. El grupo de monitores dominicanos, no sólo ayuda con el teatrillo, también ayuda a contar las actividades, incluso algunas són llevadas a cabo por ellos solos.

Al final los niños reciben un panecillo y un juguito como merienda.

En Sabana Yegua, cómo ya saben, ya llevamos más años de rodaje con el esplai. Este año estamos muy orgullosos porque los monitores dominicanos han organizado la campaña, los juegos, y han demostrado ser capaces de llevarlo a cabo con gran éxito los primeros días, estamos seguros que seguirá igual de bien! La campaña trata de la contaminación, el reciclaje y la conciencia del medioambiente. Cabe recalcar que en Sabana Yegua se ha impulsado un proyecto de reciclaje durante todo el año, por lo tanto la misión de la campaña es concienciar a los niños de la gran relevancia de este tema.

Respecto las meriendas en Sabana Yegua también tenemos novedades. Este año en vez de dar juguito y pan dulce, hemos decidido darles una merienda más nutritiva, sana y más variada. El fin de esta actividad no es sólo dar de comer a los niños, sinó también concenciar de la importancia de una buena alimentación. ¡Para ello hemos realizado unos disfraces muy divertidos!

No os olvideis que el fin del esplai es formar monitores dominicanos capaces de seguir con las actividades durante el año, para ello realizamos formación de monitores dos días a la semana en cada población dónde se realiza el esplai.

Esto no ha hecho nada más que empezar, estamos listos y con las pilas cargadas para seguir con esta línea de trabajo.

 

Relato de un novato

Que se necesita para ser feliz?

Algunos pasamos la vida en busca de la felicidad, la buscamos en bienes materiales… Cuanto más mejor pero, de verdad somos felices? Aqui hemos comprovado que la felicidad no se compra con dinero.

Llevamos cuatro días en Sabana Yegua (comunmente llamado Kilómetro 11) es un pequeño pueblo a 11 km de Azua, la capital de la província. Hemos visto volar cometas hechas con plástico y ramas, o niños corriendo tras ruedas gastadas. Con nada, estos niños lo tienen todo.

La imagen que se crea cuando todos los niños y niñas nos ven y corren hacia nosotros al grito de “americanos, americanos!!” ( sin saber que los verdaderos americanos son ellos ) es algo que no podremos olvidar.

Mañana serán las pruebas de nivel para los niños que este verano vendrán a la escuelita, allí tendremos nuestro primer contacto de lo que estaremos haciendo el resto del verano. Pasarlo bien, enseñar, aprender, sonreír y crecer.